Últimas entradas

Buscar en este blog. Search in this blog

miércoles, 6 de marzo de 2013

Los insólitos tratamientos del Dr Kellogg, inventor de los Corn Flakes.

http://rehabilitacionblog.com 

 

Además de inventar los cereales de desayuno Corn Flakes, para promover una dieta vegetariana, el "Dr" John Harvey Kellogg dirigía hace más de 100 años, un famoso balneario en   Battle Creek, Michigan donde se utilizaban algunos de sus inventos personales y los de otros inventores con ideas tan particulares como las suyas. Por ejemplo era un gran enemigo de la masturbación y nunca llegó a consumar su matrimonio. Su mujer y él vivían en casas separadas y adoptaron niños. Su tratamiento favorito eran las irrigaciones colónicas de litros y litros de agua templada seguidos de enemas de yogur. Los prescribía para muchas variadas dolencias y cuando no funcionaba lo achacaba a la masturbación secreta del paciente. Llegó a recomendar la amputación del prepucio y la fenolización del clítoris (destrucción de terminales nerviosas inyectando fenol) para evitar el deseo sexual. Con todo a la vez fue percusor de la electroterapia, la hidroterapia, el ejercicio físico, enemigo del tabaco y defensor de una dieta más equilibrada, Ideas que siguen siendo vigentes, salvando las distancias.  Entre sus libros están "Hidroterapia Racional" 1903, "Terapia con luz" 1910, "Tabaquismo y cómo el tabaco mata" 1923, pero también en una época más temprana "Tratamiento del autoabuso y sus efectos" 1888, su alegato contra el onanismo.Otros escritos son sobre su particular defensa de la segregación racial y la eugenesia. Kellogg fundó la Race Betterment Foundation, que se convirtió en el mayor centro en defensa de la eugenesia en los EEUU, ya que pensaban que el legado genético de la nación corría peligro por la inmigración y la mezcla racial.

En 1994 la película  The Road to Wellville o "El balneario de Battle Creek" recreó esta época dorada de los sanatorios-balneario. Arriba imagen del departamento de vibro-mecánica. Abajo recreación para la película:

 



 Cartel de la película.
Merece la pena leer sobre el Dr. Kellogg ( 1852-1943)
 ya que la película es ficción basada en él y no hechos reales. 
Todos sus actos deben entenderse en su época y con sus creencias como adventista del 7º día. 
Estamos hablando de un contemporáneo más joven de Andrew Taylor Still, 1828 –1917 y David Daniel Palmer 1845 –  1913.
 Anuncio de los cereales del Dr. Kellogg.

 Lámpara en arco para el tratamiento del oído.


Lámpara especial para el tratamiento del cuero cabelludo y la alopecia. 


 Hidroterapia de refrigeración cefálica.


 Cama de ejercicios y electroterapia patentada por el Dr. Kellogg.

 El caballo mecánico del Dr. Kellogg.



 Tienda de ventana para dormir con aire fresco y recreación para la película.


Masaje de bofetadas y latigazos mecánico. 

 Bobinas de electroterapia.


Anuncio de Battle Creek.


En el balneario se promovía la diea vegetariana y la modificación de la flora intestinal. 


Una recreación de la terapia de irrigación colónica que allí se practicaba podría ser más o menos así. Hasta 50 litros de agua entarían y saldrían del colon del paciente.
Enema de café.
LIMPIEZA COLÓNICA:





 Diferentes terapias en Battle Creek.

Otras terapias eran más corrientes:

Ejercicios respiratorios en Battle Creek.
 Imagen de la película.

Ejercicios en Grupo.
 Recreación para la película.

 

 Aplicando tratamientos con luz. 

 Pacientes en baños de luz.


 Staff.
Salas de terapia.


Fototerapia. 

Hidroterapia.  Imagen más reciente.

Anuncio de Battle Creek como Hotel y Resort.


Tal vez en el futuro, o ahora mismo, algunos de nuestros tratamientos habituales nos parezcan igual de chocantes.  Al menos haced fotos para que nos podasmos echar unas risas.
Son muchas las absurdas terapias que nos ha dejado el pasado, a lado de otras que son percusoras de las actuales. El Dr. Kellogg recomendaba enemas con litros y litros de agua seguidos de otros hechos con yogur, ya que culpaba a la flora intestinal de muchas enfermedades. Cuando un tratamiento no funcionaba lo achacaba a la masturbación secreta del paciente. Él mismo nunca llegó a consumar su matrimonio. Su mujer y él vivieron en casas separadas para evitar el contacto físico. Pese a todo en el balneario de Battle Creek podemos ver percusores de la hidroterapia, la electroterapia y la mecanoterapia como los que utilizamos hoy en día. A 100 años vista, ¿Cómo pareceremos nosotros a nuestros colegas del futuro?

Masajes con bala de cañón. 

 
Más fototerapia.



Otro día hablaré de los dilatadores anales del Dr. Young, pero primero tengo que asimilarlo, ya que me dicen que no debo hablar de terapias que no haya probado personalmente. Igual va a ser que no.
Dilatadores anales del Dr Young.




Fuente de las imágenes:
http://www.edotmagazine.com
http://myscienceacademy.org
http://www.willard.lib.mi.us/historical/bcphotos/bcsanitarium/

Texto: Samuel Franco Domínguez
http://rehabilitacionblog.com 
@samfrado